Desayunos saludables a tener en cuenta para  tu salud

Desayunos saludables a tener en cuenta para tu salud

Desayunar no es sólo aconsejable, es necesario para cuidar de tu salud. Pero ¿qué desayunar? En este post te vamos a dar ideas para que tengas los mejores desayunos saludables y los más sabrosos. Y también te contaremos qué te puede pasar si no tomas desayunos saludables.

Vamos a empezar por este último punto. ¿Qué ocurre cuando suena el despertador, te levantas, te duchas, tomas un café solo y sales corriendo hacia tu lugar de trabajo? Ya te decimos que esto no es nada bueno.

Has estado entre 6 y 10 horas sin ingerir nada. El nivel de glucosa en tu sangre roza el 0. Estás, por tanto, vacío de energías. La única manera de reponer esa glucosa es desayunando como es debido porque de lo contario ocurre que:

  1. Tu capacidad para concentrarte es nula. El cerebro se alimenta de la glucosa y no tiene reservas. Por tanto, vas a rendir mucho menos. Si tienes que hacer una tarea muy importante a primera hora de la mañana no la vas a poder desempeñar con garantías. Tu cerebro va a estar más pendiente de buscar glucosa que de otra cosa.
  2. Los músculos de tu cuerpo también se alimentan de glucosa. Así que si no desayunas vas a estar mucho más cansado hasta que repongas la glucosa en sangre.

Desayunos saludables también para bajar de peso

Hay una tercera razón para tomar buenos desayunos saludables. Los estudios han demostrado que las personas que no desayunan convenientemente son más proclives a engordar. Sí. Como lo oyes.

Si desayunas evitarás comer en exceso. Cuando te saltas esta importantísima comida lo que vas a sentir es más hambre. Querrás aplacarla de una manera más rápida de lo que es conveniente.

Y lo que es peor, picarás alimentos que no son saludables porque la sensación que tienes en el estómago te lo exige. Estamos hablando de snacks o bollería industrial. Es decir de grasas muy poco saludables.

Hay más razones. Al desayunar comerás más despacio y esto también dificulta el sobrepeso. Aprovechamos este punto para decirte que también es bueno que hagas una merienda. Por los mismos motivos. Para no llegar a la cena con una hambre de lobo, comer mucho y comer rápido. Esto es fatal, sobre todo cuando te vas a la cama sin quemar calorías.

Tanto a medida mañana como a medida tarde, ¿sabes cuál es la solución más adecuada? Tomar frutas frescas de temporada. Come de manera moderada cinco veces al día. Esa es la receta.

Algunos desayunos saludables fáciles de preparar

La excusa: “Es que no tengo tiempo y tengo que ir a trabajar” ya no te vale. Te puedes preparar desayunos saludables la mar de rápido. Vamos a ver algunos de ellos que le hemos tomado prestado a Mónica Escudero de un post en el blog de El Comidista:

1.      Frutas, queso fresco y frutos secos

Una muy buena manera de empezar el día es con frutas. Pero no sólo con ellas. Acompáñalas de queso fresco y un puñado de almendras o nueces. Todos estos alimentos te van a dar muchas energías. Y no nos digas que no tienes tiempo para pelar un plátano o una naranja, cortar un trozo de queso fresco o descascarillar las nueces o las almendras.

2.      Un trozo de pan con aceite de oliva y algo de acompañamiento

También muy fácil de preparar. Lo menor que puedes hacer es tomar pan integral. Ponle un chorrito de aceite de oliva virgen extra (cuanta más calidad tenga el aceite de oliva, mejor para tu salud) y puedes acompañarlo con unas rodajas de tomate.

También con un poco de queso fresco o con algunos embutidos como jamón de york o jamón serrano. Lo que no hay que hacer es atiborrarse de embutidos (que sea más gruesa la capa de embutidos que el trozo de pan).

3.      El yogur

El yogur es una fantástica solución para aquellos que siempre tienen prisa y no se pueden preparar desayunos saludables. Tómate un yogur entero. No hace falta que sea desnatado. Viértelo sobre un bol. Mezcla el yogur con lo que más te apetezca como el plátano, los frutos secos… Fácil de preparar y te lo tomas en un visto y no visto. Ya te puedes ir a trabajar.

4.      Los huevos

Los huevos son fantásticos para empezar el día con mucha energía. Tienes que sacar diez minutos, sólo diez minutos, para hacerte una buena tortilla francesa. Hazla también con el mejor aceite de oliva virgen extra del mundo. Prueba nuestros aceites y verás que la tortilla tendrá un mejor sabor. También puedes optar por los huevos duros. Esto es más sencillo, porque los puedes hacer por la noche, guardarlos en la nevera y comértelos antes de salir disparado.

Todos los especialistas en dietética y nutrición consideran que el desayuno ha de contener pan, leche y fruta. Es fundamental. Hemos hablado aquí largo y tendido sobre la importancia de los desayunos saludables para las personas adultas. ¿Te imaginas entonces lo importante que es que los niños desayunen bien? Si desayunan como es debido vas a evitarles muchos quebraderos de cabeza como la obesidad infantil.

En resumen. Que si no desayunas bien vas a tener muchos problemas de concentración a lo largo de tu jornada laboral, así como problemas físicos, ya que te sentirás más cansado. No lo decimos nosotros. Lo dicen los especialistas. La excusa de que me levanto y salgo pitando ya no vale. En este post te hemos dado algunos consejos para que tomes desayunos saludables y que cuestan muy poco de elaborar.

Y ahora queremos que nos contestes sinceramente: ¿eres de los que no desayuna y sale pitando de casa o te haces un buen desayuno? Contéstanos en la sección de comentarios.

¿Te ha gustado lo que te hemos contado sobre los desayunos saludables? ¿Crees que merece ser compartido entre tus familiares y amigos a través de las redes sociales? Si lo consideras útil, hazlo.

Deja un comentario

avatar
  Suscribir  
Notificar de